Raciones: 6-8 personas


Dificultad: Media


Tiempo: 45′ aprox

Ingredientes

  • Restos de bizcocho, pan quemado, mona, pan de molde, pan duro, etc… 400gr aprox
  • 2 plátanos
  • 1 puñado de pasas
  • 4 cucharadas de miel
  • 2 cucharadas de cacao en polvo
  • 1 cucharada de semillas de lino molidas
  • 4 huevos
  • 400 ml de leche de avena o almendras
  • Una pizca de vainilla en polvo
  • Una pizca de canela
  • ½ sobre de levad

Elaboración

1- Troceamos con las manos los restos de lo que hayamos elegido utilizar, y lo reservamos en un bol.

2- Por otro lado mientras precalentamos el horno a 180º, preparamos el resto de ingredientes.

3- En un bol metálico cascamos los huevos, los batimos, añadimos la canela, la vainilla y la miel.

4- Añadimos un plátano, lo chafamos y mezclamos con los huevos, y le echamos las pasas que se vayan hidratando.

5- Vamos echando los restos que hayamos elegido, mezclando poco a poco, las semillas de lino, el cacao, la levadura y una pizca de sal.

6- Cuando tengamos la masa hecha, le echamos la leche y seguimos mezclando bien, hasta que nos quede una masa jugosa y uniforme.

7- Preparamos un molde desmontable, o de silicona, le untamos bien las paredes con aceite de oliva para que no se pegue y echamos la mezcla dentro.

8 -Y no tendremos más que hornearlo, alrededor de 35-40 minutos, a 180º comprobando con un palillo que este cuajado.

9- Lo dejaremos enfriar…..y LISTO

Nota: Recordar que es un pudding donde no importa la mezcla que lleve, da igual de que sea el resto, como si es del pan duro de ayer. Lo importante es logar tener una masa jugosa lista para hornear, a la que puedes añadirle el suplemento que quieras, y tener un rico postre.

Apta para

Ovo-lacteo vegetarianos

Sin lácteos